La competencia lectora en entornos digitales

El Informe PISA de 2018 centró la atención en la competencia lectora en entornos digitales, ha sido el área prioritaria. Según recuerda el marco teórico de la prueba, en 1997 se empezó a hablar de dedicar una evaluación PISA a la competencia lectora y entonces solo el 1,7% de la población mundial utilizaba internet, pero en 2014 la tasa global era ya del 40,4%. Por lo tanto, parece que la lectura en la actualidad debería ser muy diferente a la que se practicaba veinte años atrás. Pero existe controversia en torno a la introducción de este enfoque en las etapas en las que se produce la adquisición y afianzamiento de la lectura. El uso de pantallas en estas edades se ha llegado a asociar, desde algunos estudios, con que lastra el desarrollo cognitivo.

Lectura digital